Blog de información local de Alcalá de Henares

La fiesta sigue, no para el ciudadano

Deja un comentario

254888_217334191620521_4969871_n

Protesta del 15M durante la constitución del ayuntamiento tras las elecciones municipales de 2011. Fuente: Acampada AdH

Como todos Uds. recordaran, a principio de año la Cámara de Cuentas dependiente de la Asamblea de Madrid, destapó una deuda en el Ayuntamiento de Alcalá de 318 millones de Euros del ejercicio 2010 en un informe demoledor de 171 páginas, que debería ser motivo para que alguna cabeza “responsable” de las malas prácticas administrativas detectadas ya no siguiera de concejal. También parece que el Tribunal de Cuentas va a fiscalizar los ejercicios de 2011 y 2012 a petición de UPyD pese a la negativa del Pleno de la Corporación.

La huida por la puerta de atrás de Bartolo como Alcalde de la ciudad, una vez elegido Diputado en Madrid, multado con 300 € por su partido por jugar al ‘Apalabrados’ en plena sesión de la Asamblea, pero recompensado meses después al ser elegido vocal del PP en el Consejo Regional de Patrimonio Histórico, con un buen sueldo y mayores privilegios, ha dejado a su partido dividido entre “Tirios y Troyanos” y a Bello “a los pies de los caballos” con una herencia envenenada difícil de remontar, pues la línea seguida por el Alcalde es continuista del anterior e igualmente populista, más atento a complacer y hacerse fotos junto al Obispo “Don erre que erre”,  que a hacer del municipalismo una verdadera escuela ciudadana, como muy acertadamente ya dejó dicho en la Alcalá de 1911 nuestro gran olvidado y nunca suficientemente reconocido vecino Don Manuel Azaña.

Ya está meridianamente claro que nuestro Ayuntamiento necesita renovación de concejales, de ideas, más transparencia y honradez, mejores gestores y más cercanos al pueblo. Causa bochorno y humilla al orgullo alcalaíno observar, cómo se dilapidan nuestros dineros, como parece no importar estar una y otra vez en el punto de mira de quienes tienen la obligación de fiscalizar nuestras cuentas. Pero estas irregularidades administrativas o quizá penales, depende de lo que diga el Tribunal de Cuentas donde está ahora el informe de 2010, no son de ahora, ni un acto puntual, la cosa viene de largo y por lo que se ve, quienes administran nuestros dineros siguen haciendo de su capa un sayo.

Llueve sobre mojado, porque en un informe de fiscalización realizado por el Tribunal de Cuentas entre los años 1992 y 1994, siendo alcalde Florencio Campos Corona, ya descubrió algunas operaciones económicas y presupuestarias efectuadas de forma inadecuada. Deficiencias que tenían que ver con los capítulos relacionados con Personal y a operaciones irregulares en Tesorería y Contratación. Por ejemplo, decía que se incumplían las Bases de Ejecución del presupuesto y no se hacia el debido control y seguimiento de las órdenes de pago. En el capítulo de Personal no se dispone de la correspondiente relación de puestos de trabajo y se abonaron pagas extras por importes indebidos, gratificaciones o “retribuciones fijas no previstas legalmente y realizó aportaciones indebidas a un fondo de pensiones” .

Resaltaba aquel informe el reconocimiento de obligaciones por 35,9 millones de peseta destinados al pago de diversos gastos realizados por los grupos de cargos electos de los partidos políticos y una falta de control y supervisión de los proyectos y trabajos contratados. Textualmente dice que “se abonó 153 millones por una obra que no se había ejecutado”.

En base a este informe y para no marearles más (ahí está la hemeroteca), el alcalde del PSOE, Manuel Peinado Lorca (1999-2003), que acabó harto de su mandato, declaraba en la prensa que se estaban haciendo reformas en Hacienda  “orientada a corregir esas deficiencias detectadas” sin entrar a valorar puntos concretos. Este informe fue presentado en la Comisión Mixta Congreso-Senado del que nunca más se supo. Y ahora vemos que después de 20 años la historia se repite.

¿Qué está pasando en el Ayuntamiento? ¿Por qué tiene que ser el ciudadano-contribuyente quien pague siempre los platos rotos?: Plan de ajuste, reducción de servicios sociales, educación, sanidad, pésimo transporte urbano, sin Estación de Autobuses, peores viales, la ciudad más descuidada…y endeudada por muchos años. ¿En qué se ha dilapidado tanto dinero? No basta con una reprobación económica al Equipo de Gobierno desde 2003 ¿Para qué ha valido? Los responsables no se pueden ir de rositas. Ya no basta con votar cada cuatro años, ese es el principio, también a los ciudadanos nos compete  buscar otras alternativas de organización política municipal que cuente con la participación directa del pueblo en la gestión de los asuntos públicos, superando los vicios adquiridos por esta democracia anquilosada que debemos revitalizar, apartando a los corruptos y acabando con el poder omnímodo y excesivos privilegios de algunos partidos políticos que, como se está viendo en el panorama nacional, no tienen ninguna voluntad de participar en mejorarla, les va bien como está.

El vecino Fernando Gomecello

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s